El nuevo modelo de financiación que está retando a la banca

“El sector financiero está viviendo una gran revolución. Los ciudadanos son conscientes de las actuales posibilidades de la tecnología y quieren tener un mayor control sobre su dinero”, afirma Jorge Antón, CEO de la plataforma de crowdlending MyTripleA.

Cuando Antón hace referencia a “una gran revolución” en el sector financiero se refiere a todas las innovaciones tecnológicas que se están viviendo en los últimos años, pero, en concreto, a las nuevas maneras de conseguir financiación de las que disponemos los usuarios, mucho más allá de la banca.

No obstante, como indican desde el comparador de créditos HelpMyCash.com, es fundamental que entendamos el funcionamiento y las características de estas nuevas plataformas virtuales de financiación antes de decidirnos a recurrir a ellas.

Las 4 patas del ‘crowdlending’

La nueva forma de financiación de mayor demanda y que más éxito está adquiriendo desde hace unos años es el crowdlending o, dicho de otra manera, las plataformas de préstamos entre particulares (P2P).

Este modelo de financiación se basa en una plataforma digital en la que, por un lado, personas que buscan capital publican sus proyectos y, por otro lado, los inversores interesados pueden aportar el dinero solicitado. Dicho así, parece muy simple, pero este modelo tiene ciertas particularidades que resulta necesario aclarar.

Antes de nada, debemos dejar claro que estas plataformas son online, por lo que si decidimos recurrir a ellas, no será necesario que nos desplacemos a ninguna oficina ni que pasemos por latosos trámites ni papeleos.

En segundo lugar, funcionan como intermediarios, por lo que si decidimos publicar un proyecto, antes realizarán un análisis de nuestro perfil y nos asignarán un nivel de riesgo en base a nuestra solvencia económica, nuestro historial crediticio, el importe que solicitemos y la finalidad que le queramos dar al dinero. Así, en función del nivel que nos asignen, nos establecerán unos intereses determinados y publicarán nuestra petición en la plataforma.

Foto: Pexels

Una vez publicado el proyecto, tendremos aproximadamente dos semanas para que los inversores aporten el importe solicitado y si lo conseguimos, podremos disfrutar del capital en cuestión de días. En caso contrario, si no conseguimos el monto de la inversión, se denegará la solicitud.

Finalmente, debemos tener en cuenta que en todas las plataformas de financiación entre particulares estaremos obligados a abonar una comisión de apertura, que suele rondar entre el 2 y el 6 %, y este será el beneficio que reciban los intermediarios.

Las grandes ventajas del ‘crowdlending’ frente a la banca

Una vez explicado el mecanismo y las características de las plataformas de financiación entre particulares, resulta conveniente recalcar la mayor ventaja que obtendremos si recurrimos a este tipo de préstamos en vez de a los bancarios.

Por un lado, no será necesario que seamos clientes ni que dispongamos de cierta antigüedad en la plataforma para conseguir el capital. Además, podremos realizar todo el proceso desde cualquier dispositivo con conexión a Internet. Los intereses que pagaremos suelen ser ajustados (en función del nivel de riesgo) y, lo más importante, no generaremos ningún tipo de dependencia financiera hacia nuestra entidad, ya que tendremos varias fuentes a las que recurrir.

Un claro ejemplo de todo esto es el préstamo P2P de Younited Credit con el que podremos conseguir hasta 40.000 euros, con un plazo de aprobación máximo de 48 horas, con un interés a partir del 5,18 % y con un plazo de devolución de hasta seis años.

Imagen de Portada / Pexels

Post Comment

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.