Seleccionar página

Empresas de capital inmobiliario

Empresas de capital inmobiliario

El sector inmobiliario ha asistido a una recuperación importante en los últimos meses. Tras el periodo de crisis económica vivido por la situación sanitaria muchas empresas inmobiliarias se han visto en la necesidad de pedir financiación para continuar con su actividad.

Una empresa de construcción de casas y chalets podría necesitar conseguir algunos préstamos para poder mantener su actividad de construcción y sobrevivir a la crisis.

Ante esta realidad existen opciones para conseguir la financiación necesaria de las empresas del sector inmobiliario. Un ejemplo lo puedes encontrar en el préstamo promotor de Xenia Capital.

Este préstamo permite alcanzar niveles de apalancamiento financiero mucho mayores que otro tipo de financiación más tradicional. De esta forma, es un préstamo que diversifica mejor el capital y posibilita aumentar la rentabilidad.

Son diversos los grupos de construcciones que pueden beneficiarse de este tipo de préstamo promotor.

Otras vías de financiación

Aunque existen opciones de financiación para las empresas de capital inmobiliario, en los últimos tiempos se han desarrollado en gran medida otro tipo de financiación mucho más eficiente.

La financiación alternativa es un tipo de financiación que permite a un prestatario recibir financiación de diversos inversores a cambio de participación en su capital social. Conseguir financiación alternativa es posible si sabes cuáles son los pasos que hay que dar.

Algunas empresas están especializadas en ofrecer financiación alternativa especialmente para empresas del sector inmobiliario. Con esta financiación es posible que las empresas inmobiliarias pueden obtener los recursos que necesitan de varios inversores.

Estos inversores aportan al capital de la empresa y esperan obtener un retorno en un plazo de tiempo determinado. Generalmente, la rentabilidad de este tipo de inversión suele ser más elevada que otro tipo de inversiones.

Los importes asociados a este tipo de financiación pueden ser muy variables, de forma que pueden ir desde cantidades muy reducidas hasta importes elevados.

Se trata de un tipo de financiación que a los inversores les encaja muy bien, ya que pueden diversificar el riesgo de forma apropiada, invirtiendo cantidades más reducidas en diferentes proyectos o iniciativas.

Muchas grandes promotoras han conseguido financiación a través de este sistema y esto ha permitido que las empresas puedan seguir avanzando en sus proyectos de construcción provocando con ello una mejora en la situación económica del sector.

Los tipos de interés asociados a estos préstamos, así como los plazos de amortización son mucho más flexibles que los que suelen tener los préstamos bancarios tradicionales.

Sin duda, la financiación alternativa para el sector inmobiliario se convierte en una forma mucho más directa y sencilla de que estas empresas puedan conseguir financiación para sus proyectos.

En este sentido, se trata de préstamos muchos más flexibles y adaptados a las necesidades tanto de las empresas de capital inmobiliario como de los propios inversores que acuden a estas vías para obtener una rentabilidad de sus ahorros.

Esta forma de financiar la construcción ha ayudado en gran medida, a que muchas empresas con problemas financieros puedan mantenerse en el mercado y seguir avanzando y haciendo realidad sus proyectos.

Publicidad

Ad Block

Branded Content

Ad Block

Publicidad

Banner 300x600

Publicidad

300x250

Publicidad

Banner 320x50

Publicidad

300x250