Escuelas de negocios vs Universidades

Los rankings son una muestra de hasta qué punto cada uno de estos tipos de centros están cumpliendo con las expectativas en relación con lo que demanda el mundo real.

Cada vez que se publica un ranking de Universidades es complicado encontrar universidades españolas en puestos de privilegio, de hecho, en muchas ocasiones es necesario remontarse muchos puestos en la lista para encontrar la primera universidad española.

Con las Escuelas de negocio, curiosamente, ocurre lo contrario. Los centros de negocios españoles están, año tras año, situados en los lugares de privilegio, con varios de ellos peleando (y consiguiendo) liderar dicha lista.

Las residencias de Barcelona y Madrid acogen cada año a un gran número de estudiantes que se dedicarán a emplear muchas horas de su tiempo a unos estudios que sin embargo les proporcionarán un horizonte laboral muy distinto.

Mientras que del número de licenciados que salen cada año de la Universidad solo los mejores y unos cuantos afortunados encontrarán acomodo de forma inmediata en el mercado laboral, quienes se han formado en escuelas de Negocios tienen ofertas sobre la mesa incluso antes de terminar sus estudios.

Escuelas de negocios vs Universidades

¿La razón? Principalmente que las escuelas de negocios proporcionan una formación mucho más acorde con las necesidades del mercado laboral de lo que lo hacen los centros universitarios.

La Universidad todavía está demasiado centrada en la teoría, y las empresas han comprobado a lo largo del tiempo que ambos tipos de formación proporcionan resultados muy diferentes en cuanto a las capacidades con las que finalizan sus estudiantes.

A día de hoy, una formación en IESE o ESADE tiene mucho más peso en el currículum que cualquier título o Máster impartido por una universidad española, y abre muchas más puertas de cara a encontrar un puesto de trabajo con una buena remuneración.