Seleccionar página

¿Qué es una tarjeta virtual y cómo puede ayudar a tu negocio?

¿Qué es una tarjeta virtual y cómo puede ayudar a tu negocio?

Para cualquier empresa el uso de la tarjeta de crédito es algo habitual, aunque siempre requiere de un adecuado control y gestión. Las empresas suelen hacer uso de tarjetas de crédito físicas que les permiten afrontar ciertos gastos corrientes.

Sin embargo, hoy en día cada vez es más frecuente que los gastos que tenga que afrontar una determinada empresa tengan que hacerse online o de forma virtual. Esto hace que el uso de tarjetas de credito online sea cada vez más habitual en las organizaciones.

El uso de tarjetas de crédito online ofrece muchas ventajas frente a las tarjetas físicas. Por un lado, supone una forma de proteger el medio ambiente, ya que no hacen uso de plástico reduciendo así el impacto ambiental.

Por otro lado, facilitan su uso para pagar gastos habituales en las empresas como los gastos de viaje o dietas que en muchas ocasiones tienen que realizar los trabajadores en el desarrollo de su actividad.

A esto habría que añadir que las tareas de gestión asociadas al uso de este tipo de tarjetas virtuales son mucho más reducidas. De hecho, su obtención es inmediata y no será necesario que llegue vía postal ni tener que activarla.

Como puede ayudar una tarjeta virtual a tu empresa

Sin duda, las tarjetas virtuales se emplean con una frecuencia creciente en los últimos años entre las empresas. El uso de este tipo de tarjetas en tu organización puede aportarte beneficios que no debes pasar por alto.

Menos carga de gestión

El uso de tarjetas de crédito virtuales te ofrecerá la ventaja de no tener que estar pendiente de activar o desactivar la tarjeta o de darla de alta. Esto es debido a que a través del entorno online del banco al que se vincula la tarjeta puedes administrarla.

Puedes crear una tarjeta virtual en cualquier momento y fijar las condiciones de uso de manera prácticamente automática.

Una tarjeta personalizada

Una ventaja importante de esta tarjeta es que puedes personalizarla de forma absoluta. Podrás crear una tarjeta con el importe máximo de saldo que necesites y establecer un límite de tiempo de uso o bien vinculado al consumo del saldo máximo.

Esta tarjeta se desactivará y dejará de ser válida en el momento en que se den las condiciones que hayas programado.

Podrás, por tanto, crear tarjetas diferentes para trabajadores diferentes o para diferentes finalidades estableciendo su caducidad y su saldo acorde al uso que quieras que se le dé.

Son más seguras

Robar una tarjeta virtual es mucho más complicado que una tarjeta física. Al no existir un soporte para la tarjeta no es posible su sustracción. Incluso si hubiese un robo debido a que alguien consiguiese la información de la tarjeta no podría acceder a los fondos financieros de la empresa, ya que no hay vinculación.

Gestión totalmente online

Otro aspecto importante a tener en cuenta es que puedes hacer la gestión de la tarjeta totalmente online en cualquier momento. De esta forma, siempre la tendrás bajo control.

Las tarjetas virtuales puedes disponerlas en diferentes entidades bancarias y bajo condiciones diferentes. En Qonto puedes disponer de una cuenta de empresa con unas comisiones fijas sin sorpresas y donde te facilitan acceso a tarjetas virtuales que puedes crear con condiciones muy ventajosas.

Publicidad

Ad Block

Branded Content

Ad Block

Publicidad

Banner 300x600

Publicidad

300x250

Publicidad

Banner 320x50

Publicidad

banner 300x250

Publicidad

300x250